Esperanza en el vivir de mis sueños.

  No puedo hablar por nadie más. Pues en mi mente no existe recuerdo de algún otro más que yo mismo.  No puedo decir que los demás sienten como yo, ni que sus colores tienen el mismo matiz.  Desconozco en su totalidad las maravillas que sus ojos admiran, pues sólo conozco las luces que ven …

El jodido conformismo que mata la prosperidad.

Ese momento en el que piensas “bueno, es mejor que nada“, porque obtuviste una calificación “decente”, porque compraste un producto parecido al que deseabas, porque la oferta es peor de lo que esperabas, pero… “Es mejor que nada”. El conformismo mata, puede que no salga de titular en el periódico, ni de titular ni de nada, …

Lo atractivo de lo desconocido.

Escuchaba una canción, tiene dos oraciones en francés, una al comienzo y otra a mitad de la canción. Esas dos frases para mi, aumentan muchísimo mi aprecio por la canción. Entre frustración y atracción decidí buscar su significado, y bueno, en que lenguaje eran, aunque asumía que francés. La segunda frasé significa -uno, dos, tres, cinco-. Uno, dos, tres, cinco. …

Son aquellos momentos de gloria por los que la vida vale la pena.

La vida vale la pena, sin importar lo que digas ni como lo digas. La vida vale la pena en cada segundo de nuestra existencia. La tristeza, la ira, el terror, todo forma parte de ese lugar que pocas personas disfrutan visitando, pero eso no debería jamás crear en nuestra mente la idea de que la vida …

Suenas extrañamente familiar…

Suenas como aquella vieja canción de la que nadie recuerda la letra, pero todos tararean. Suenas como aquel familiar sonido que extrañamos en nuestros oídos y no sabemos replicar. Suenas como un peculiar roce de cuerpos en un intrincado abrazo lleno de amor y fugitivo del tiempo.

Tic toc, canta el reloj. Tic toc.

Sufro de la extraña y aún así no tan extraña dolencia del tiempo perdido. Ya sabes, cuando por culpa de la madures, vejez, o como sea que la llamen, te das cuenta del tiempo que has gastado, sí, gastado, porque decir invertido sería un insulto a todo lo bueno, en cosas sin sentido, y que prácticamente no …

Disfrutando el conocimiento.

  Míralo de este modo, cuando ves una película que tiene efectos asombrosamente reales, no te preocupas por pensar de que forma los hicieron, tal vez ni siquiera lográs ver los errores que estan a simple vista. Debido a que no tienes el conocimiento necesario para hacerlo, tan sencillo como eso. Por tanto, disfrutas los efectos, la película, sin cuestionar nada de lo que te estan vendiendo, porque …

La complicidad de tus ideas.

Existe ese momento en el que en tu cabeza viven juntas tantas ideas y pensamientos que parecen armar una gran fiesta a la que no estas invitado, te rechazan en la puerta y ninguna de ellas quiere salir a darte un aventón. Lo gracioso es que tú mismo eres el que planeo la fiesta, entregó las invitaciones, y ahora …